La casa de Fernando Pessoa

Hace una semana estrené una nueva sesión de narración dedicada a la figura de Fernando Pessoa, como parte de la programación de “Punto Capaz” con el Colegio de Educación especial de “El Camino” en la Biblioteca de Villamayor. Y se nos acaban las palabras.

763F391F-28A1-44A1-AE51-C87755644B8B.JPG

Ha sido una preparación muy cuidada, muchas jornadas de trabajo dedicadas a explorar la obra del poeta, a extraer las palabras más curiosas de sus versos y a pensar cómo darle vida desde el respeto y teniendo en cuenta que, para él, como para Unpuntocurioso, lo mejor del mundo son los niños.

IMG_8511.JPG

El resultado han sido dos sesiones fantásticas, un público increíble en ambas que ha disfrutado de los pequeños detalles, de las canciones, los versos, los secretos que escondía su mágico baúl.

IMG_8522

Gracias, de verdad, a todo el Colegio de Educación Especial “El Camino” de ASPACE, un espacio mágico donde la imaginación crecer libre y donde la creatividad se genera a través de las historias que todos llevamos dentro (ójala nadie pusiera en duda la vital importancia de centros como este); gracias a La Biblioteca de Villamayor y especialmente a Manuel por seguir espoleando nuestra curiosidad e invitarnos a crear y a creer que se puede. Y a Magda, alumna de prácticas del Máster de Educación Global de la USAL que ayudó en la realización de la casa y que ha apoyado desde el inicio el proyecto.

Hay veces que faltan las palabras pero hoy Fernando Pessoa me presta las suyas:

“Sé todo en cada cosa. Pon cuanto eres en lo mínimo que hagas”. 

Anuncios

Tratado de Botánica

Totalmente fascinada con este poema de Carmen Conde para el SlamPoetry de Lavapiés. Podéis disfrutar de una amplia selección en http://www.poesia.tv, seguirla a ella a través de http://www.la-poesia.es y recitar, escribir, sentir poesía. Que nos hace mucha falta, coño.

…Soy un pensamiento… soy un diente de león…

Nueva terapia médica: ir a la montaña

senderismo1

“La paz de la naturaleza fluirá dentro de ti como lo hace la luz solar dentro de los árboles. Los vientos soplarán su frescura en vosotros y las tormentas su energía, mientras que los cuidados caerán como hojas de otoño,” escribió John Muir en Our National Parks. Claramente John Muir entiende el valor intrínseco de pasar tiempo en la naturaleza.

Igual que Muir, muchos de nosotros reconocemos que el senderismo en la naturaleza es bueno para cuerpo, mente y alma. Caminar a través de los bosques mientras observamos pájaros de todos los colores, mientras olemos el aroma de los pinos y abetos y escuchamos la calma de un arroyo… todo esto despeja nuestra mente y nos hace sentir bien. Por suerte para nosotros, los médicos lo aprueban. Estudios tras estudios nos muestran que hay muchos beneficios para la salud mental cuando pasamos tiempo yendo a la montaña. He aquí unos pocos:

Salir a la montaña reduce la negatividad

Aquellos que se lamentan en exceso, o se concentran demasiado en sus pensamientos negativos, pueden exhibir ansiedad, depresión y demás problemas derivados. En unestudio reciente, los investigadores demostraron que pasar tiempo en la naturaleza afecta positivamente para no agobiarnos, así como encontraron que el senderismo reduce los pensamientos obsesivos y negativos.

En este estudio, los investigadores compararon la rumiación reportada por los participantes que, por una parte, caminaban a través de un entorno urbano y, por otra, en un entorno natural. Encontraron que aquellos que caminaban durante 90 minutos en un entorno natural, reportaron menores niveles de rumiación y negatividad, así como redujeron la actividad neuronal en la corteza prefrontal, asociada con enfermedades mentales. Aquellos que caminaron por un entorno urbano no disfrutaron de dichos beneficios.

Los investigadores indicaron que nuestro mundo se está urbanizando cada vez más y que dicha urbanización está conectada a la depresión y a otros tipos de enfermedades mentales. Así pues, saliendo de vez en cuando de este entorno urbano para pasar tiempo de puertas hacia fuera, en el campo donde hay menos factores estresantes, menos ruido y menos distracciones, puede ser una ventaja para nuestra salud mental.

Salir a la montaña y desconectar de la tecnología aumenta nuestra capacidad para solucionar problemas de forma creativa

De acuerdo con un estudio de Ruth Ann Atchley y David L. Strayer, la solución de problemas de una manera creativa puede ser mejorada desconectando de la tecnología y volviendo a conectar con la naturaleza. En este estudio, los participantes hicieron senderismo durante 4 días, a la vez que tenían prohibido usar cualquier tipo de tecnología. Se les pidió entonces que realizaran tareas que requirieran de creatividad para la resolución de una serie de problemas complejos. Descubrieron los investigadores que aquellos inmersos en las excursiones tuvieron un aumento muy significativo a la hora de resolver problemas en más de un 50%.

Sigue leyendo aquí

 

John Holcroft

Acabo de descubrir a John Holcroft, un ilustrador británico con influencias de Hopper y una clara crítica a través de su trabajo a la sociedad dominada por la tecnología. Me encanta, y me ha animado a reactivar la línea de trabajo #queharíayosinTIC que pretende compartir la excesiva influencia que los dispositivos tecnológicos tienen en la actualidad sobre nosotros y ayudarnos a reflexionar para conseguir un uso consciente y coherente de los mismos.

11018722_10153110966947669_6575809368252927688_n18814324_330887493996583_7971389586536755_n

 

¡Que viva Vitoria!

Hace mucho tiempo que no me atrevía a viajar sin haber mirado antes previamente qué ver, dónde comer, los 10 sitios más recomendables, los rincones que no te puedes perder, los mejor valorados en Internet… Y como estoy cansada de todo eso esta vez lo hice así. Llegúe el viernes a Vitoria sin nada mas que una maleta y mucha ilusión por que me sorprendiera y sí fue. ¡Que viva Vitoria!

IMG_8232.jpg

En realidad el viajar acompañada hace mucho, porque siempre hay alguien que tiene un amigo que le ha dicho, o tiras de Google enseguida pero yo, en mis trece, modo avión y ganas de sorprenderme.

51473386-8887-4d03-9c4d-e49121a53929.JPG

Por eso me encantó descubrir el Artium – Museo Vasco de Arte Contemporáneo-  y pasar una mañana muy artística descubriendo su colección permanente, que os recomiendo encarecidamente si os gusta el arte.

IMG_8262IMG_8272IMG_8273IMG_8278

Y compartir el Paseo Fray Francisco arriba y abajo cada vez que íbamos al Pabellón a ver los partidos de la Copa de la Reina, que era el motivo de nuestra visita a la capital vasca. Un itinerario de 2,5 kilómetros muy recomendable para disfrutar simplemente de una bonita caminata y respirar aire puro.

0ec7457a-f36b-484f-9f74-0dc5600cb8e9.JPG

Me gustó muchísimo el ambiente festivo que se vivía, sano y cercano, ya fuera por el Carnaval (con todo el mundo, familias, pequeños y mayores disfrazados) o por el baloncesto, con una Kalejira organizada por el Araski que recibe el apoyo de toda la ciudad y contagia entusiasmo bonito por el basket femenino. Ójala fuera así en todas las ciudades, incluido en Salamanca.

Y me gustó especialmente la compañía, que demuestra que cualquier viaje es especial cuando lo compartes, y lo mismo da estar en la Calle Cuchillería peleando por un pincho de la barra antes de que se acaben que en La Bilbaína (gran sitio) disfrutando de un tradicional y delicioso bocadillo.

928b57f1-5d9b-4e94-ae3a-4c0c53b6846e44844ae1-c39d-4cbe-8142-50493b64c183

Así que viajad, amigos, poned de vez en cuando el modo avión e imaginad que el Anillo Verde es un bosque con ciervos y ardillas, que alguna vez podréis comprar una casa en el Paseo Fray Francisco porque seguro que no son tan caras o que en Vitoria nadie se disfraza. Dejad a Google por un rato, vivid aunque sea sin saber realmente si lo que estáis viviendo es real o s un poco inventado, ¡qué mas da!

(Lo que si fue real es que nos ganamos la Copa y la trajimos para Salamanca, como estaba previsto así que… ¡Que viva también el Perfumerias Avenida!)