Hay veces que me doy cuenta de que centro todos mis esfuerzos en trabajar. Realmente cuando tienes tu propia empresa y nadie va a venir a solucionarte nada, te cargas a la espalda una responsabilidad tan grande que dura veinticuatro horas los  siete días de la semana. Y no es bueno, claro que no es bueno, porque pierdes perspectiva, pierdes cosas que pasan a tu alrededor, detalles que tienen que ver con VIVIR en mayúsculas independientemente de a qué te dediques. Por eso es tan importante rodearte de personas QUE SÍ para recordarte que, pase lo que pase, cada día puede ser especial y es posible dejar las preocupaciones y los “debería” aún lado para sustituirlos por los “quiero”.

D969E966-3D75-4F5A-8A42-62C5943D846D.jpeg

Y yo ayer quería celebrar el cumpleaños de mi hermana con mis amigas, y quería DISFRUTAR en mayúsculas y por eso desde que nos despertamos por la mañana lo hicimos así. Nos pusimos rumbo a un sitio bonito y acabamos en el Meandro Del Río Melero, el más bonito de España. Reímos, cantamos Camela, hicimos fotos y hablamos de temas escatológicos hasta que se nos hizo la hora de comer en el restaurante “Mulero” de Riomalo, muy recomendable para cualquier amante de la buena comida y más si es de la tierra.

2CCDA702-5158-4B34-9133-1A20E89A79DC.jpeg

¿Qué luego nos apetecía darnos un baño? Pues a movernos hasta Las Mestas, que están apenas a 9 kilómetros y antes de que lleguen las hordas de turistas en julio y agosto se disfrutan como un auténtico remanso de paz con pequeñas cascadas, agua fresquita y piedras planas para dejar pasar la tarde.

551337EE-E331-4B89-82EB-53ADF2A3D464

No teníamos prisa. No teníamos cobertura. Tan solo teníamos un cumpleaños que celebrar, muchas risas guardadas y poca vergüenza, la que se va perdiendo con cada año cumplido. Y es así como, sin tener nada que ver con mi trabajo…Se hacen los DÍAS DE CUENTO.

73D0DF1D-B00D-43D9-B430-C72853AB34BF.jpeg

Un consejo: regalaos uno cada poco. Poneos una excusa (que si un cumpleaños, unas mini vacaciones, una tarde libre, lo que sea) y rodearos de gente QUE SÍ, esa con la que puedes hablar de todo sin esconderte, la que hace que cualquier problema al compartirlo se haga más pequeño y que misteriosamente te ayuda hasta a reírte de tu sombra. Esa gente es la que de verdad importa.

Felicidades, hermanita.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s