Regazo

de Félix Albo

Desde su regazo, suavemente deja el hombre al niño en la cama. Y mientras le arropa piensa ¿Habrá otro momento más bello en mi vida que acurrucar a mi hijo?

Claro –oye dentro de sí con la voz de su propio padre-, el día en el que ese niño te arrope a ti.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s