ÁLBUMES ILUSTRADOS ¿QUÉ? ¿QUIÉN? ¿CÓMO? ¿PARA QUÉ?

Vivimos en una cultura cada vez más visual, más basada en la imagen. La era digital ha traido consigo un creciente interés por la educación gráfica, las señales y los símbolos. Las imágenes, estáticas o en movimiento, parecen acompañar a casi todas las variantes de la información y el ocio. El arte de la ilustración se define tradicionalmente como “la interpretación o la ornamentación de información textual mediante la representación visual”. En muchos contextos, sin embargo, la imagen ha comenzado a sustituir a la palabra.

_visd_0000JPG0HL6I

El libro ilustrado tal y como se conoce hoy es relativamente nuevo. Podríamos debatir sobre sus verdaderos orígenes pero hace unos 130 años Randolph Caldecott empezó a aumentar la importancia de la imagen en la narrativa. Actualmente, el libro ilustrado se define por su uso particular de imágenes secuenciales, por lo general asociadas a un pequeño número de palabras, para transmitir significado. En el libro ilustrado actual el texto visual asume casi toda la responsabilidad narrativa. En la mayoría de los casos, el significado surge de la interacción entre la palabra y la imagen, y la una sin la otra no tendría sentido si se experimentasen por separado. Es una forma que continúa evolucionando, que se amplía y se enfrenta al reto de un cuerpo de creadores cada vez más experimental.

Algunos hitos en la historia del libro ilustrado:

– La obra de Caldecott a finales del siglo XIX señala el comienzo del álbum ilustrado moderno. Creó una ingeniosa yuxtaposición de imagen y palabra, un contrapunto que no se había visto antes. Las palabras se omiten, pero la imagen habla. Las imágenes se omiten, pero las palabras hablan.

caldecott

– A principios del siglo XX la experimentación con el arte – y la producción- del libro ilustrado fue más audaz y avanzada en Francia que en Gran Bretaña. Babar el elefante apareció en 1931, obra de Jean de Brunhoff, un pintor parisino, como uno de los primeros libros de formato grande, colorido, y texto manuscrito, claro, sencillo, y casi infantil.

babar

– A partir de la década de 1950, cada vez más diseñadores gráficos se decantaron por el álbum ilustrado. De pronto, aparecieron libros que mostraban un enfoque unificado en cuanto a concepto, imagen y tipografía, ya que muchos de sus diseñadores eran también sus autores. Posiblemente fue entonces cuando empezó a reafirmarse la naturaleza única del libro ilustrado como medio. Un buun ejemplo es Paul Rand, diseñador gráfico americano, y su mujer Ann Rand, escritora. Juntos crearon libros como I know a lot of things (1956) o Sparkle and Spin (1957) que demostraba un conocimiento lúdico y sofisticado de la relación entre palabras e imágenes, formas, sonidos y pensamientos.

sparkle

– El libro ilustrado en inglés se benefició de la influencia de artistas y autores de origen europeo que se habían visto obligados a emigrar a Estados Unidos en algunos casos por la guerra: Antonio Frasconi, Roger Duvoisin, Leo Lionni y Miroslav Sasek.

leo

– En 1960 surgió una corriente de diversos artistas británicos procedentes de escuelas de arte con obras que señalaron una nueva era de pintura y color en el campo del libro ilustrado. El cambio favoreció que los artistas empezaran a expresarse en sus obras de un modo mucho más personal: Charles Keeping, Raymond Briggs o John Burningham (Granpa).

grandpa

– Maurice Sendak  podría ser uno de los mejores ilustradores de libros infantiles de todos los tiempos, pero además fue uno de los primeros en influir en los educadores y especialistas, además de en los niños, los padres y la comunidad artística. Muchas de las reglas imperantes hasta el momento se rompieron cuando Sendak utilizó todos los elementos de su arte para transmitir con fuerza la historia de Where the wild things are. Lo que convierte a este libro en una obra maestra es la manera en que el autor trabaja a muchos niveles para transmitir  la profundidad de los sentimientos del joven protagonista a través del color, la forma y la composición.

wild

– La combinación de virtuosismo técnico con la acuarela y un enfoque sarcástico de los temas históricos en Roy Gerrard le convierten en uno de los artistas del libro ilustrado más interesantes de la década de 1970 (The Favershams).

fa

– Los libros de Anthony Browne, atraen a niños y profesores desde los 70, cuando creó los primeros álbumes ilustrados después de ejercitarse como artista médico y de postales. Destaca su uso significativo de la metáfora visual para crear historias cargadas de significados, que los lectores de todas las edades deben ir descubriendo. Además las meticulosas ilustraciones del artista casi siempre incluyen sutiles referencias a pinturas muy conocidas, trampantojos y toques de humor visual.

anthony

– También destacan en los 70 el prolífico y versátil Dave Mckee, autor de uno de los primeros libros infantiles postmodernos (I hate my teddy bear); o Janet y Allan Ahlberg, cuyos libros no solo destacan como obra gráfica sino que tratan con imaginación aspectos culturales de la vida que suponen un desafío, al mismo tiempo que divierten a los lectores.

teddy

Del libro ilustrado en el siglo XXI, inmerso en una sociedad cada vez más globalizada, cabría esperar un mercado también más globalizado, con carácter cada vez más internacional. Pero lo cierto es que el libro ilustrado como reflejo cultural de su lugar de origen parece obstinado en perdurar, de la mano de algunos nombres que no se pueden omitir:

· Además de crear sus propios libros, el americano Lane Smith disfrutó de una colaboración especialmente exitosa con el escritor Jon Scieszka. Las señas de identidad de su trabajo incluyen una relación ingeniosa e irónica entre la palabra y la imagen, un diseño imaginativo, elementos postmodernos y una obra gráfica técnicamente espectacular.

ugly

· Mini Grey es una autora- ilustradora con una gran imaginación. Afirma que disfruta utilizando las manos para crear cosas, además de trabajar con pintura y collage en superficies planas. Su obra gráfica posee cierta teatralidad, y estile cierta ironía posmoderna y sutiles referencias que divierten y entretienen también a los padres.

mini

· La obra de Jimmy Liao también es destacable. No solo por lo minucioso de sus ilustraciones sino por la conexión que estas establecen con experiencias y emociones de personas sencillas en situaciones extraordinarias.

jimmy

· La contribución del australiano Shaun Tan a la evolución del álbum ilustrado es inconmensurable.  Ello se debe no solo a la innovación, la maestría técnica y la ambición creativa de sus libros, sino que además es el resultado de sus escritos y sus charlas sobre el tema. Tan ha llevado al concepto de texto pictórico a un nuevo nivel  en el que explora la ambigüedad y el potencial de los múltiples significados en la secuencia visual.

shaun

· Los libros ilustrados de la alemana Jutta Bauer también abordan temas filosóficos sobre los significados más profundos de la vida cotidiana. Las ilustraciones y los textos de Bauer son sencillos y al mismo tiempo profundos y poseen la capacidad de transmitir narrativas con múltiples lecturas.

jutta

· Kitty Crowther, artista y escritora belga, domina con maestría el lenguaje del álbum ilustrado. Con una serie de medios tradicionales limitados, trabaja de un modo directo, aparentemente espontáneo, que habla al lector de manera íntima. En los libros de Kitty Crowther, el texto y las imágenes forman un todo.

En resumen, mantener las tradiciones del álbum ilustrado, pero transformándolas y renovándolas a la vez, supone un logro solo atribuible a los mejores creadores contemporáneos.

Y ayuda a definir la alfabetización visual como el hecho de “pensar qué significan las imágenes y los objetos, cómo se integran, cómo respondemos a ellos o los interpretamos, cómo podrían funcionar como modos de pensamiento, y cómo se asientan en las sociedades que les vieron nacer”. (Kate Raney).

El libro ilustrado es también el principal vehículo para introducir a los niños en el mundo del arte, de manera que padres y profesores tendrán que asegurarse de proporcionarles libros de los mejores ilustradores. Además leer libros ilustrados ayuda a los niños a pensar, proporciona un espacio seguro para que los niños exploren las relaciones emocionales. No existen temas prohibidos o difíciles de tratar en un álbum ilustrado. Tenemos que valorar esa extraordinaria literatura visual que aporta tanto placer a los niños, al mismo tiempo que le plantea retos y contribuye de manera tan positiva a su desarrollo cognitivo, emocional, estético e intelectual.

Más info aquí

Anuncios

Un comentario en “ÁLBUMES ILUSTRADOS ¿QUÉ? ¿QUIÉN? ¿CÓMO? ¿PARA QUÉ?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s